La última alarma social: Instagram

Últimamente veo como se masca el alarmismo con las grandes webs o aplicaciones, como Facebook, Google o el reciente caso de Instagram (al que me referiré luego). Como (suponemos que) son servicios “gratuitos”, y además como han pasado a formar parte de nuestra vida (y a veces incluso de nuestra supervivencia), creemos que pueden hacer lo que quieran con nosotros, ya que nos tienen literalmente “enganchados”.

Icono de alarma

Bulos como que el Hotmail sería de pago, que el whatsapp cobraría una anualidad o el Facebook cobrará a cada usuario, son ejemplos perfectos para ver como se genera una (relativa) alarma social, cuando lo más habitual sería una respuesta del tipo “bueno, existe Gmail, existe Line, existe Myspace”.

Pero aún y así creemos que nos pueden usar como quieran.

¡Nada más lejos de la realidad!
Estas empresas necesitan millones de usuarios diarios para que su negocio siga, y tienen puro pánico a las reacciones en cadena que pueda generar una estampida de los internautas.

No pueden hacer lo que quieran con nosotros, por que hay cientos de programas, aplicaciones y webs que ofrecen prácticamente lo mismo (o incluso mejor) y un “cabreo” generalizado haría subir como la espuma estas alternativas.

 Si aun dudáis, pensad en buscadores como altavista, yahoo… o programas como Messenger o IRC. Tampoco estos tenían fecha de caducidad ni relevo.

Instagram
Cuando ayer leí que Facebook se hacía propietaria de las fotos personales de sus usuarios, y vi el revuelo que se generó por Internet, automáticamente pensé: “tardarán dos días en decir que se ha malinterpretado su nueva política”.

Me equivoqué. No han tardado ni 24 horas. Y obviamente han indicado que el contenido de cada usuario, será propiedad del propio usuario.

Seguir con una política de estas características era el suicidio de Instagram (recordemos que se compró en abril por 1.000 millones de dólares, digo yo que aun no quieren que se muera) y era regalarle a Twitter la batalla fotográfica en la que se han embarcado las dos grandes redes sociales.

Google
Lo mismo pasa con el buscador más importante en la actualidad.
Muchos somos los que desconfiamos de la honestidad de Google en el momento de realizar una búsqueda. Parece que los que pagan para salir en los espacios patrocinados ganan posiciones en las búsquedas orgánicas (cosa que no debería ser) y en la actualidad, trabajar bien el posicionamiento de una Web, puede traer penalizaciones por parte del buscador. Es como si nos dijeran: “dejad de invertir dinero en SEO y gastadlo en Google Adwords”.

Pero si intento dejar de ver fantasmas, me doy cuenta que Google no puede dejar de dar resultados al servicio del internauta. El día que los resultados de Google sean mediocres, o no cumplan nuestra expectativa, usaremos otro buscador, con la consecuente pérdida de visitas, pérdida de publicidad, pérdida del negocio.

No es la primera alarma.
Eso sí, tenemos que vigilar: No es la primera vez que nos viene una alarma de este tipo por parte de Facebook y sus políticas de privacidad, y cuando el río suena es que agua lleva.

Una cosa es pensar con la cabeza y saber que estas empresas nunca irán en contra de sus usuarios. Otra muy distinta es que no intenten colar algún que otro gol, y que sigan adelante si la alarma social no se activa.

La revisión de las nuevas condiciones de privacidad, y sus respectivas alarmas sociales si estas son abusivas, tienen que estar presentes. Pero teniendo la tranquilidad que es una guerra ganada, y por supuesto, no empezando cadenas de mails “mostrando” a la empresa nuestro rechazo.





Un enamorado de la comunicación, absorbido por la comunicación On-Line. Si tienes una web y no la estás rentabilizando, es que algo falla! ;) Chris en Google+

Trackbacks/Pingbacks

  1. Instagram es sólo la punta del iceberg « Chris Hernández - 21 diciembre, 2012

    […] « Previous / Next » By heymynameischris / December 20, 2012 / Redes Sociales / Leave a comment […]

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies